Parroquia de SAN MARCOS
03/10/2018

Santa Teresita del Niño Jesús II

Tú sabes, Dios mío, que yo

nunca he deseado otra cosa que amarte. No ambiciono

otra gloria. Tu amor me ha acompañado desde la infancia,

ha ido creciendo conmigo, y ahora es un abismo

cuyas profundidades no puedo sondear.

El amor llama al amor.  Por eso, Jesús mío, mi amor

se lanza hacia ti y quisiera colmar el abismo que lo

atrae. Pero, ¡ay!, no es ni siquiera una gota de rocío

perdida en el océano … Para amarme como tú me amas,

necesito pedirte prestado tu propio amor. Sólo entonces

encontraré reposo.

Jesús mío, tal vez sea una ilusión, pero creo que no

podrás colmar a un alma de más amor del que has colmado

la mía. Por eso me atrevo a pedirte que ames a los

que me has dado como me has amado a mí. Si un día

en el cielo descubro que los amas más que a mí, me alegraré,

pues desde ahora mismo reconozco que esas almas

merecen mucho más amor que la mía. Pero aquí

abajo no puedo concebir una mayor inmensidad de

amor del que te has dignado prodigarme a mí gratuitamente

y sin mérito alguno de mi parte (Teresa del Niño

Jesús, Manuscrito C, versión electrónica).

Jesús ha querido darme luz acerca de este misterio.

Puso ante mis ojos el libro de la naturaleza y comprendí

que todas las flores que él ha creado son hermosas,

y que el esplendor de la rosa y la blancura del lirio no

le quitan a la humilde violeta su perfume ni a la margarita

su encantadora sencillez … Comprendí quesitodas

las flores quisieran ser rosas, la naturaleza perdería

su gala primaveral y los campos ya no se verían esmaltados

de florecillas …

Eso mismo sucede en el mnndo de las almas, que es el

jardín de Jesús. Él ha querido crear grandes santos, que

pueden compararse a los lirios y a las rosas; pero ha

creado también otros más pequeños, y éstos han de

conformarse con ser margaritas o violetas destinadas a

recrear los ojos de Dios cuando mira a sus pies. La perfección

consiste en hacer su voluntad, en ser lo que él

quiere que seamos …

Así como el sol ilumina a la vez a Jos cearos y

a cada florecilla, como si sólo ella existiese en la tierra,

del mismo modo.se ocupa también Nuestro Señor de

cada alma personalmente, como si no hubiera más que

ella. Y así como en la naturaleza todas las estaciones están

ordenadas de tal modo que en el momento preciso

se abra hasta la más humilde margarita, de la misma

manera todo está ordenado al bien de cada alma (Teresa

del Niño Jesús, Manuscrito A, versión electrónica).

¿Te gustó este artículo? Compártelo
Actividades
Horarios Eucaristías

VER TODAS
Domingos y festivos
San Marcos
9,30h, 12,30h, 13,30h, 19,30h, 20,30h.
San Juan De Sahagún
11,00h, 12,00h, 13,00h y 20,00h.
Sábados y vísperas de fiesta
San Marcos
9,30h, 13,00h, 19,30h, 20,30h.
San Juan De Sahagún
11,00h y 20,00h.
Laborables
San Marcos
9,30h, 13,00h, 20,30h.
San Juan De Sahagún
11,00h y 20,00h.
Confesiones
Antes de las misas y también, a petición personal, después de las misas y en cualquier momento.
Horarios de apertura
San Marcos
Abierto toda la mañana, desde las 9,00h. Viernes y Sábados hasta las 24h.

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies